lunes, 29 de diciembre de 2014

Semana 39

Entregado a la manifestación del espíritu,
gano la luz del ser del mundo.
La fuerza del pensar ella crece
esclareciéndose para darme yo a mí mismo,
y despertando se me desprende
de la potencia del pensar, el sentimiento de mí mismo.